• Descifrado de pruebas en línea: orina, sangre, general y bioquímica.
  • ¿Qué significan las bacterias y las inclusiones en el análisis de orina?
  • ¿Cómo entender los análisis en un niño?
  • Características del análisis de resonancia magnética
  • Pruebas especiales, ECG y ultrasonido.
  • Normas durante el embarazo y los valores de las desviaciones.
Descifrado de análisis

Alcoholismo crónico: etiología, etapas, síntomas y tratamiento.

El alcoholismo en sí mismo, en cualquier forma de manifestación (alfa, beta o gamma), es una enfermedad que se manifiesta como resultado de una dependencia insuperable del alcohol.

El alcoholismo crónico (etilismo) es la forma más difícil y peligrosa de la enfermedad, convirtiéndose gradualmente en una fuerte dependencia individual (mental) y biológica (física). Con la presencia de enfermedades de naturaleza somática y mental causadas por la exposición prolongada al alcohol.

El proceso crónico se desarrolla principalmente en la "mitad fuerte" de la humanidad. Pero el alcoholismo crónico femenino no es raro hoy en día. Los signos son bastante diversos.

Su gravedad aumenta con la progresión de la adicción (necesidades obsesivas) en el contexto habitual de los episodios de consumo de alcohol en el hogar, aumentando con el tiempo a niveles críticos. En un esfuerzo por lograr la preciada emoción eufórica, los bebedores no prestan atención a la cantidad de bebida que imperceptiblemente los lleva a cambios regulares en la psique.

Contenido

Proceso etiológico

Alcoholismo crónico

Según la teoría, probada repetidamente por estudios, la base para el desarrollo de la forma crónica de alcoholismo es la herencia "cargada", debido a la falta de la enzima alcohol deshidrogenasa y la presencia de células, cuyo daño conduce al desarrollo del síndrome de dependencia.

Además, las personas con cierto tipo de personalidad son propensas a las enfermedades, fácilmente sugestionables e incapaces de soportar las dificultades y conflictos de la vida, propensas a la ciclotimia (cambios de humor). La percepción inicial del alcohol por ellos está influenciada por la cultura, la educación, las tradiciones familiares, el estado y la posición en la sociedad.

El efecto sistemático en el cuerpo del alcohol conduce al envenenamiento y la intoxicación narcótica del sistema nervioso central, los elementos estructurales de los tejidos cerebrales que son responsables del mecanismo de la formación fisiológica de los afectos y sentimientos son violados. Posteriormente, esto causa adicción al alcohol (alcoholomanía) y cambios dramáticos en la respuesta de las células al alcohol.

Esto se manifiesta por el mal funcionamiento de las reacciones químicas en el cuerpo y el daño a los tejidos y órganos internos en el nivel de proliferación. El compuesto más tóxico que envenena el cuerpo es el etanal, que es producido por el hígado como resultado de la oxidación de las bebidas que contienen etanol. No en vano, el alcoholismo crónico durante el embarazo es una indicación de interrupción.

Formas y etapas del desarrollo del alcoholismo.

etapas de desarrollo del alcoholismo No se puede argumentar que el alcoholismo crónico tiene un desarrollo instantáneo: hoy una persona bebió y mañana se convirtió en alcohólico. La forma crónica se caracteriza por un efecto prolongado y sistemático del alcohol.

Para los hombres, este proceso puede tomar hasta 15 años, para las mujeres un poco más de cuatro años. Pero una predisposición genética acorta este período a un año, lo que se explica por un mayor título de susceptibilidad al etanol.

El etismo se forma en tres direcciones con signos y duración característicos.

  1. El etilismo severamente proliferado se desarrolla muy rápidamente (hasta 3 años). Se caracteriza por serios cambios de personalidad y la ausencia de períodos de remisión.
  2. La forma progresiva media es menos rápida, la duración del proceso de desarrollo se estima en 8 años. La clínica se caracteriza por un curso leve con una larga ausencia de atracción alcohólica.
  3. El etilismo de una forma poco prodigiosa se caracteriza por el desarrollo más lento, el período de remisión puede durar años.

Las etapas del alcoholismo crónico difieren de acuerdo con los signos característicos gradualmente crecientes.

En la primera etapa de la enfermedad, el paciente tiene un ansia dolorosa de alcohol y la necesidad de un uso sistemático.

Con la segunda etapa del alcoholismo crónico, los síntomas de abstinencia (resaca) son el síntoma principal de la enfermedad. Confirma la formación completa de la enfermedad, manifestándose como patologías funcionales de los órganos internos.

En la tercera etapa del eticismo, la resistencia al alcohol está disminuyendo rápidamente. Hay signos de procesos irreversibles en el cuerpo:
embriaguez y pérdida completa de equilibrio. La abstinencia de alcohol causa una manifestación aguda de los síntomas de abstinencia: ataques de histeria, trastornos depresivos y pánico.

En esta última etapa, la vida de un alcohólico se convierte en una fiesta continua, con incesantes atracones. Las paradas cortas no permiten que el cuerpo se limpie de toxinas. El alcohol de alta calidad se reemplaza fácilmente por un sustituto, ya que ahora no juega un papel importante para lograr la euforia.

Es este período el que se caracteriza por el desarrollo de la dependencia de naturaleza psicoemocional y biológica. Beber en la vida de una persona adquiere gran importancia, cualquier intento de oponerse al alcoholismo se detiene, los estándares morales de comportamiento desaparecen por completo.

Estado psicoemocional (mental)

ataques focales

El efecto prolongado de las toxinas en las células de las estructuras cerebrales provoca la muerte rápida (necrosis) de las células nerviosas. Manifestarse en una cuarta parte de alcohólicos borrachos con trastornos mentales en forma de:

  • alucinosis aguda;
  • condiciones paranoicas;
  • afecto y ansiedad;
  • convulsiones focales (epilépticas).

Los síntomas psicópatas aparecen en el período de embriaguez y períodos de sobriedad. El efecto destructivo del alcohol provoca lapsos de memoria parcial, incapacidad total para concentrarse, conduce a la demencia y la degradación completa. La familia y la moral se convierten en conceptos abstractos.

La vida parasitaria, la dependencia constante del alcohol, se acompaña de miedo irracional, peligro imaginario, ansiedad y tendencias suicidas. Solo la constante "recarga" de alcohol calma al paciente. Sin la siguiente dosis de alcohol, no hay actividad posible.

En alcohólicos crónicos, inicialmente con un carácter débil (asténicos), se desarrolla un complejo de inferioridad, una mayor sensación de incertidumbre y timidez, neurastenia. Las personalidades histéricas tienden a ser engañosas y bravuconadas. La mayoría de los pacientes con enfermedades crónicas tienen dificultades para dormir, lo que provoca la progresión del agotamiento nervioso.

Indicadores de dependencia física (biológica)

Cuando un alcohólico alcanza la etapa de etilismo, sus órganos ya están significativamente afectados, las enfermedades que han surgido adquieren un carácter descuidado. Los síntomas del dolor no se perciben en un estado de euforia borracha, ya que el cuerpo vive en un estado extremo, el dolor se hace sentir solo en raros momentos de sobriedad y, nuevamente, se ahoga por el alcohol.

Por lo tanto, cirrosis, isquemia, hipertensión, úlceras y gastritis, patologías hemolíticas, cardíacas y renales están en un estado de abandono. La dependencia biológica del etanol adquiere un carácter estable debido a las interrupciones en los procesos químicos del metabolismo, en particular el fracaso de la síntesis independiente de una sustancia, alternativa al alcohol, que asegura la actividad vital del cuerpo.

La alimentación sistemática del cuerpo con alcohol detiene la síntesis celular de las enzimas necesarias como innecesarias. La abolición del alcohol provoca una necesidad insoportable de la próxima ingesta, ya que la auto-síntesis ya no es posible.

Síntomas característicos del alcoholismo crónico

Los signos de alcoholismo crónico son fáciles de detectar por el comportamiento y la apariencia de la persona.

  1. El atilismo se manifiesta por síntomas pronunciados en el cuerpo y la cara. La piel está seca y arrugada, los brazos y las piernas están veteados de venas hinchadas. Los ojos están cubiertos con una red de capilares reventados y están rodeados de hematomas. Se observa hinchazón y coloración amarillenta de la piel, temblor en las manos.
  2. Los signos de alcoholismo femenino se manifiestan por una apariencia casual, cara cianótica hinchada, arrugas y una voz áspera. La enfermedad en las mujeres se desarrolla tan rápidamente que el tratamiento del alcoholismo femenino es muy complicado.
  3. Dichos pacientes se caracterizan por aislamiento y depresión en casos raros de sobriedad. Un cambio brusco en el estado de ánimo y la mejora solo es posible con la próxima bebida.
  4. Los atracones son constantes y las dosis de alcohol aumentan constantemente, la resistencia a grandes dosis es característica.
  5. Al recibir la escritura, hay reflejos nauseosos.
  6. Los signos de síntomas de abstinencia son característicos.

Tratamiento para el alcoholismo crónico: ¿es posible?

Tratamiento de alcoholismo crónico.

Es imposible para un alcohólico crónico lidiar con la enfermedad por su cuenta. Aquí, la deformación de la psique y la dependencia física de una persona al alcohol juegan un papel.

Según los expertos en drogas, dicha patología no está completamente curada. Pero como resultado de una terapia terapéutica seleccionada correctamente, se puede lograr una remisión estable a largo plazo. Con el tratamiento voluntario del paciente y su deseo de volver a la vida, uno puede combatir la adicción.

El tratamiento comienza con la terapia de desintoxicación y la terapia de infusión por goteo con Metadoxil. Se agrega terapia de vitaminas. En el tratamiento del alcoholismo crónico con drogas, el médico tratante calcula el curso de la administración y la dosis.

Como psicoterapia, es obligatorio tomar medicamentos antipsicóticos, psicotrópicos, anticonvulsivos y somníferos. No intente recogerlos y recibir un tratamiento independiente. Dichos medicamentos se compran solo con receta médica.

Con trastornos autónomos paroxísticos graves, se prescribe una terapia de estabilización vegetativa. Para ordenar las funciones del sistema vascular, se usan medicamentos de terapia nootrópica: Phenibut, Picamilon o Pantogam y Binastim. Se recomienda una dieta alta en calorías, muchos líquidos y dosis de insulina para aumentar el apetito. El tratamiento de las patologías de fondo exacerbadas es obligatorio.

Hoy en día, los métodos de tratamiento moderno del alcoholismo son muy diversos, pero solo se pueden ofrecer después de la estabilización de la condición del paciente. Puede ser:

  • varios tipos de bloqueos con drogas y pulsos electromagnéticos;
  • métodos de ozonoterapia e irradiación ultravioleta de sangre;
  • purificación de sangre por plasmaféresis;
  • terapia de acuerdo con la técnica Dovzhenko;
  • dobladillo de la droga “Esperali;
  • administración intravenosa de "disulfiram";
  • hipnoterapia o codificación.

El tratamiento más efectivo es el apoyo de familiares en los primeros meses del proceso de tratamiento.

Consecuencia de la enfermedad.

La mortalidad más alta en etilema es la enfermedad cardiovascular. La acción del alcohol afecta destructivamente el músculo cardíaco, lo que aumenta el riesgo de muerte.

Aumenta la mortalidad y la intoxicación por alcohol, causando necrosis del tejido hepático y necrosis pancreática. Estas personas borrachas son más propensas a los accidentes y al suicidio. Sin el tratamiento adecuado, nadie puede detenerlos.

Interesante
Alexey
2016-11-28 05:44:06
Gracias

La información se proporciona con fines informativos y de referencia, un médico profesional debe diagnosticar y prescribir el tratamiento. No automedicarse. El | Contacto | Publicidad | © 2018 Medic-Attention.com - Salud en línea
Copiar materiales está prohibido. Personal editorial - info @ medic-attention.com