• Descifrado de pruebas en línea: orina, sangre, general y bioquímica.
  • ¿Qué significan las bacterias y las inclusiones en el análisis de orina?
  • ¿Cómo entender los análisis en un niño?
  • Características del análisis de resonancia magnética
  • Pruebas especiales, ECG y ultrasonido.
  • Normas durante el embarazo y los valores de las desviaciones.
Descifrado de análisis

Quiste cervical: causas, síntomas y tratamiento.

La membrana mucosa, que recubre la superficie del cuello uterino y se llama endocérvix, está equipada con glándulas nabotovym. Secretan moco, lo que impide la penetración de infecciones en los órganos genitales internos.

La violación del trabajo de estas glándulas provoca la formación de quistes cervicales. Los síntomas y el tratamiento, las causas y los tipos de patología se analizan en detalle en esta publicación.

Contenido

Quiste en el cuello uterino: ¿qué es?

Normalmente, el secreto mucoso sin obstáculos sale a la superficie. Pero si los conductos excretores se obstruyen, el moco se acumula en las glándulas y forma quistes en el cuello uterino.

Quiste en el cuello uterino: ¿qué es?

Quiste en el cuello uterino, foto

La causa es el proceso infeccioso e inflamatorio del área genital, trastornos hormonales o lesiones tisulares.

Externamente, los quistes parecen nódulos o vesículas, llenos de líquido ligero o puntos negros, y se pueden ubicar tanto en el cuello uterino como en el canal cervical.

Los quistes de endocervix en el cuello uterino son de dos tipos:

  • soltero o endometrioide;
  • plural, otros nombres: nabotov, retención.

Se forma un solo quiste debido a la entrada de células endometriales en el área lesionada, tiene un tinte azulado y a veces sangra. Su tamaño aumenta antes del inicio de la menstruación.

Los quistes de retención parecen nódulos blancos en los que hay una secreción mucosa acumulada y un epitelio escamoso. Esta variedad es a menudo el resultado de la autocuración de la ectopia cervical.

Razones para la apariencia

Factores que afectan la formación de quistes:

  • Patologías infecciosas de los órganos genitales: la inflamación de los tejidos también afecta las glándulas, por lo que el flujo de salida de moco es difícil.
  • El trabajo de las glándulas suprarrenales se ve interrumpido en el proceso de curación activa de las áreas lesionadas después del parto, lo que provoca el bloqueo de los conductos excretores por la secreción mucosa. Esta es la causa más común de quistes cervicales.
  • Menopausia: los cambios hormonales en el cuerpo de una mujer conducen a un adelgazamiento de la mucosa. Las glándulas se vuelven más sensibles a las irritaciones externas y producen más moco, que no tiene tiempo para salir a la superficie.

Las causas raras de nódulos quísticos en el cuello uterino son el proceso tumoral o los trastornos congénitos en el cuerpo. De acuerdo con esto, se distinguen los tipos de quistes malignos y distogenéticos.

Síntomas de un quiste en el cuello uterino.

Síntomas de un quiste en el cuello uterino.

la aparición de un quiste, foto

Las formaciones pequeñas rara vez se hacen sentir. Los síntomas de quistes cervicales ocurren si una cápsula glandular con moco acumulado alcanza un tamaño grande. Los signos son los siguientes:

  • flujo sanguíneo entre la menstruación;
  • dolor durante las relaciones sexuales;
  • dolor recurrente en la parte inferior del abdomen, a menudo tirando.

Habiendo notado al menos uno de los síntomas, debe, sin dudarlo, hacer una cita con un ginecólogo, ya que el sangrado intermenstrual y la sensación de incomodidad pueden ser manifestaciones no solo de un quiste, sino también de un tumor maligno.

Los signos antes mencionados de quistes cervicales a menudo van acompañados de flujo vaginal, debido a la presencia de infección en los genitales.

Diagnósticos

La identificación de los nódulos quísticos no es difícil: se detectan durante un examen ginecológico. Después de eso, para aclarar el diagnóstico, se realiza una colposcopia (examen del cuello uterino y las paredes vaginales con un dispositivo óptico - colposcopio) o ultrasonido.

En el futuro, el médico prescribe un análisis bacterioscópico del frotis para determinar la microflora y un estudio para detectar la presencia de infección.

En la etapa de diagnóstico, es importante excluir un tumor canceroso, por lo tanto, un método de examen adicional antes de prescribir la terapia es estudiar las células epiteliales para la transformación maligna.

¿Qué hacer si se detectan quistes en el cuello uterino? Lea más sobre los métodos para tratar la enfermedad.

Tácticas para el tratamiento de quistes cervicales.

La terapia de quistes mucosos purulentos se lleva a cabo en dos etapas. En el primero, se perforan, eliminando el contenido, y en el segundo, si es necesario, se muestra la ingesta de antibióticos de acuerdo con la infección específica que causó la formación de nódulos.

La perforación no se lleva a cabo durante la menstruación y 3 días antes de que comience. Esto es necesario para minimizar el riesgo de endometriosis en los tejidos del útero.

En lugar del método quirúrgico habitual para el tratamiento de quistes cervicales, se utilizan los siguientes métodos:

  • crioterapia (cauterización de nódulos con nitrógeno líquido);
  • eliminación de ondas de radio;
  • cauterización con láser;
  • electrocoagulación

De estos, los dos primeros se consideran las opciones más moderadas, ya que el uso de nitrógeno líquido y ondas de radio evita la formación de cicatrices.

El tratamiento con láser es un método algo doloroso. Sin embargo, con su ayuda, no solo se extirpan los tejidos de la glándula agrandada, sino que también se cauterizan los vasos, lo que es especialmente útil para un quiste hemorrágico endometrioide.

El método láser prácticamente no tiene complicaciones, por lo tanto, se recomienda para mujeres que aún no están dando a luz.

Después de la cauterización del quiste cervical durante varios días, se puede observar dolor en la parte inferior del abdomen. Para acelerar la regeneración de tejidos después de 10 días a partir del día de la operación, se prescriben velas curativas, y después de un mes es necesario someterse a un examen de seguimiento por parte de un ginecólogo.

¿Es peligroso un quiste en el cuello uterino?

¿Es peligroso un quiste en el cuello uterino? En la mayoría de los casos, los quistes en el cuello uterino no representan una amenaza para la vida y la salud. No se degeneran en cáncer, no interfieren con el curso normal del embarazo, no complican el parto y no provocan la aparición de formaciones quísticas de ovario.

Pero en presencia de infección y un aumento de tamaño, pueden causar algunos problemas:

  • Si los microorganismos patógenos penetran en la cavidad de la glándula con moco acumulado, se desarrolla un infiltrado purulento en el quiste: comienza la inflamación. Con el tiempo, puede extenderse al útero y a los apéndices.
  • Los nódulos quísticos grandes a veces actúan como una causa mecánica de infertilidad, ya que aprietan el canal cervical, evitando la concepción. Eliminar el quiste elimina por completo este problema.

Para la detección y eliminación oportuna de quistes, realice periódicamente un examen ginecológico, controle cuidadosamente su salud y consulte a un especialista para detectar cualquier síntoma de advertencia.

Quiste cervical ICD 10

Sección Q51 - Malformaciones congénitas del cuerpo y el cuello uterino.

  • Q51.6 - Quiste embrionario cervical
Interesante

La información se proporciona con fines informativos y de referencia, un médico profesional debe diagnosticar y prescribir el tratamiento. No automedicarse. El | Contacto | Publicidad | © 2018 Medic-Attention.com - Salud en línea
Copiar materiales está prohibido. Personal editorial - info @ medic-attention.com